Rehabilitación

La rehabilitación es la especialidad médica que engloba un conjunto de procedimientos médicos, dirigidos a ayudar a una persona a alcanzar el más completo potencial físico, compatible con su deficiencia fisiológica o anatómica y sus limitaciones, intentando restablecer o restaurar la salud. La rehabilitación debe actuar tanto en la causa de la discapacidad como en los efectos producidos por la enfermedad para aumentar la función perdida y así la calidad de vida.

La rehabilitación médica interviene sobre los tres aspectos de la enfermedad que son:

  • Reducción de dolor

  • Aumentar rangos de movilidad

  • Aprendizaje de autosuficiencia motora incluyendo la propia patología

  • Reintegrar la persona en su día a día

La rehabilitación en pacientes postquirúrgicos puede y debe iniciarse directamente desde se han quitado los puntos, siempre y cuando el terapeuta es especialista en atender este tipo de pacientes.

 

En la primera fase postoperatoria se trata de reducir edemas e inflamaciones con tratamiento como drenaje linfático y regulaciones de los hábitos alimenticios. En la segunda fase se atienden las zonas operadas dentro del rango de movilidad permitido por el cirujano. Es muy importante desbloquear las cicatrices, ya que años más tarde generan ellas mismas dolores en otros sitios del cuerpo porque nuestro cuerpo hace un ajuste postural hacia la cicatriz para quitar la tirantez en la zona misma. Técnicas manuales o terapia neural son la mas indicadas. En la última fase de rehabilitación se busca el fortalecer de la musculatura perjudicada por la operación y la recuperación máxima de la propriocepción y la confianza en la zona operada. Es fundamental trabajar todo eso para integrarse la persona lo mejor posible en su día día.